¿Estamos ante el perro más inteligente que conocemos? La respuesta es afirmativa.

Es que pocas veces se ve cómo un perro puede seguir la lógica de un juego de mesa improvisado o esperar a que el dueño le acomode en línea cada pedazo de salchicha para luego comerlas educadamente.

Ari y Duende 😍🐶. #dontbullymybreed #bullterrier #bully #bullterrierlove #duende

A post shared by Martín (@martinmahia) on

 

El pichicho en cuestión se llama Duende, vive con una pareja en Puerto Madryn y Trelew, Chubut, y se entretiene con cualquier recoveco que le permita hacer running.

Sunday Rush. #bullterrier #dontbullymybreed #bullterrierlove #dontbullymybreed

A post shared by Martín (@martinmahia) on

Duende camina por la rambla de Puerto Madryn cual pasarela, se sostiene mejor que muchos humanos en la tabla de surf, pesero tiene prohibidas las playas con mucha gente porque, según cuentan sus dueños (y les creemos) se lleva por delante cada toallón, reposera, o pelota que encuentra en el camino.

"I rule da beach, bitches!" – Duende. #dontbullymybreed #bullterrierlove #bullterrier

A post shared by Martín (@martinmahia) on

Duende, además, es muy apegado a su humano y muy fan de los Beatles.

Paul's fans

A post shared by Martín (@martinmahia) on

Duende vive la vida como todos deberíamos intentar vivirla: al máximo, con alegría y mucho relax.

Super Duende!!

A post shared by Martín (@martinmahia) on

Y nosotros, claro,  lo amamos y admiramos. #duendesfans

What up nigga? 😎 🎧

A post shared by Martín (@martinmahia) on